#3J: El deseo nace desde el derrumbe

Desde el año 2015, se registraron 2348 casos de femicidio. ¿Por qué, a pesar de la lucha y de algunas conquistas, tenemos que seguir llorando ausencias? Debajo de las capas superficiales de glitter verde, otra vez se sumaron las mujeres que hacen milagros para multiplicar los fideos de una olla y darle de comer a todo el piberío del barrio.

Opiniones 12/06/2024 Por Martina Kaniuka
#3J El deseo nace desde el derrumbe

(APe).- Hace ya 9 años desde que Manuel Ignacio Mansilla Gallegos asesinó y enterró en el patio de sus abuelos a su novia de 14 años embarazada. Chiara Páez, de la localidad de Rufino en Santa Fe, fue el nombre que se fraguó con furia en la punta de lanza que miles de mujeres empuñaron ese primer 03 de junio.
Fue en el año 2015, mientras la promesa de Cambio llevaba a Mauricio Macri a la presidencia, cuando el relato de encargados de edificio que sacaban a las mujeres en pedazos en bolsas de consorcio ocupaba el prime time de las noticias.
“Como cáscaras de zapallo”, anotaba Gabriela Cabezón Cámara, denunciando que las mujeres tenían destino de descarte. Y de ese descarte y de los escombros, hijas del deseo que es vida -y se sabe, nace del derrumbe- las calles se llenaron de mujeres que salieron a evidenciar lo evidente: la violencia de género está mal, que las maten está mal, la desigualdad y la asimetría están mal.
Nueve Ni Una Menos, una Secretaría de la Mujer devenido Ministerio, Ley Micaela (Ley 27499), Educación Sexual Integral (Ley 26150), Programa Acompañar, Línea 144, Protocolo de Litigios contra la Violencia Sexual, instituciones varias, organizaciones muchas y motosierra después;  las estadísticas y las denuncias siguen desmintiendo a ese país pionero en materia normativa y legislativa sobre políticas de prevención contra la violencia de género.
Desde el año 2015, se registraron 2348 casos de femicidio. Sólo este año, según el Observatorio Nacional Mumalá, van 89 (y 216 intentos de femicidio o transfemicidio). Según el Observatorio Lucía Pérez, van 131. ¿Por qué, a pesar de la lucha y de algunas conquistas, tenemos que seguir llorando ausencias?
El primer Ni Una Menos se consolidó incuestionable: mujeres y disidencias de distintas extracciones partidarias y sociales, con profesiones, roles y ocupaciones distintas, encolumnadas en una primera línea catártica, gutural. Un desgarro atávico con el nombre de cada víctima acuñado en el corazón desangelado de las instituciones que no supieron ver ni escuchar a las cientos de miles de mujeres asesinadas, violentadas, agredidas, abusadas, ignoradas en este suelo.
Con el devenir de los años, como suele suceder en el amplio espectro de movimientos sociales del campo popular, el feminismo aguerrido, blindado por el dolor, empezó a sectorizarse y dividirse. Feminismos en torno a la legalización del aborto, feminismos en torno a las disidencias, feminismos en torno a Milagros Sala, feminismos en torno a la religión y al genocidio en Palestina.
Tras la ofensiva del gobierno de Javier Milei en materia de derechos humanos, con el apuntalamiento de los llamados discursos de odio – eufemismo para definir a los reflejos del aplauso conservador al retorno fascista-   las mujeres conscientes volvieron a salir a la calle. Y sumaron a la lista de reclamos el germinal: el de la desigualdad que potencia la diferencia.
Debajo de las capas superficiales de glitter verde, otra vez se sumaron las mujeres que hacen milagros para multiplicar los fideos de una olla y darle de comer a todo el piberío del barrio, las que no llegan a fin de mes y no pueden pagar un abogado para cobrar la cuota alimentaria, las que tienen que seguir bancándose al patrón sin la ayuda de gremios ni sindicatos. Esas que, a la hora de reclamar contra alguna injusticia, son constantemente relegadas a la cuenta de las incontadas. Las que tienen el último número en la fila, las que son revictimizadas en comisarías y juzgados, las que el noticiero titula “vestía provocativa”, las que no tienen el beneficio de la duda y son ensombrecidas por la desconfianza.
Cada 23 horas otra mujer es sumada a la larga lista de víctimas de la violencia patriarcal: los números de violencia extrema y el accionar femicida no descienden, aunque se denuncien o visibilicen más.
Quizá haya que esperar a que los puños que escriben las leyes dejen de ser los mismos que le dan muerte a la letra, toda vez que una mujer se acerque a denunciar la violencia y sea sometida – otra vez – a la cruel espera de la Justicia en los pasillos insensibles de sus instituciones.
El deseo (y el impulso vital) nacen del derrumbe: ¿será que desde abajo, con la dignidad, el magma ardiente de quienes saben lo que es haber perdido todo y la creatividad de quienes se acostumbraron a imaginar soluciones allí donde otras vieron cenizas, brotará otra paz distinta a la de los cementerios?

Te puede interesar
Loan

Lo que nos deja el niño "Perdido" ¿Se lo tragó la tierra?

Por Liliana Murgas (*)
Opiniones 27/06/2024

Los niños cotizan en bolsa, como el oro, la plata, el agua o el petróleo. Son tratados como mercancías. Y los programas de protección de la niñez son cáscaras vacías y no están a la altura de las prioridades. La historia de Loan nos vuelve a sacudir como sociedad.

Mugica

Múgica, medio siglo después

Por Carlos del Frade
Opiniones 13/05/2024

A cincuenta años del asesinato del padre Carlos Mugica, sacerdote tercermundista, la pregunta es qué queda de esos nombres, de esas revoluciones cristianas, de esos compromisos. Tal vez, en tiempos tan desangelados, sean memorias que permanezcan para implicar la construcción de un imprescindible futuro.

Apuestas

Apuestas online: la zanahoria del sistema

Por Silvana Melo
Opiniones 16/05/2024

Tomados por las apuestas online, los adolescentes usan para hacerlo el tiempo de la escuela. Juegan por Mercado Pago o por Cuenta DNI. El capitalismo arrasa sus cerebros y los territorios que ocupan. Les planta bandera en el futuro y decide qué libertad les ofrece. La libertad de criterio, de elección de un sueño por el que luchar. O la libertad de mercado.

de picanas y sicarios

De picanas y sicarios

Carlos del Frade
Opiniones 24/04/2024

Gente vinculada a los grupos paramilitares o parapoliciales de los años setenta se nutren de las bandas narcopoliciales actuales para traer una amenaza de muerte a una joven abogada rosarina. Los intereses de los desaparecedores de los años setenta se presentan como vinculados a los que manejan la industria del sicariato en el tercer milenio.

del frade

Deudas y saqueos: De la resignación al protagonismo

  Por Carlos del Frade
Opiniones 21/05/2024

Lo que sigue es el prólogo de un nuevo libro de Carlos del Frade. Investigación periodística y denuncia política cultural sobre los dos siglos que se cumplirán en julio de 2024 del empréstito de la Baring Brother. Pero lo económico y financiero es solamente una parte de una imposición cultural y política que viene desde hace tiempo y que nos sumerge en el más profundo individualismo.

Las calles contra

Las calles contra el oscurantismo

Por Silvana Melo y Claudia Rafael
Opiniones 04/05/2024

Fueron mareas en las calles. Desde Jujuy a Tierra del Fuego. Se gritó rebeldía con la convicción de que la educación es uno de los pilares más excelsos de la humanidad. Hoy se empieza por las universidades, cumbre donde llega un porcentaje pequeño de la población. Y van por la escuela. Raída y que tantas veces no es transformadora. Pero van por ella.

Lo más visto
EFA Alpina

Desarrollo entre Inta y EFA del tambo

Redacción Regionalisimo
Regionales 12/07/2024

Escuela de Formación Agraria (EFA) de Colonia Alpina y el Inta Malbran trabajan mutuamente para extender los conocimientos en lechería al alumnado. La misma se enmarca en el programa de extensión de la Agencia de Extensión Rural Malbrán

Brinkmann allanamientos

Estafa y robo a comerciantes en Brinkmann

Redacción Regionalisimo
Sucesos 11/07/2024

Dos hechos de importancia fueron esclarecidos por la policía de Brinkmann vinculados al robo en un local de ventas de computadoras y un estafa a un comerciante de venta de muebles.

Agencia quiniela robo

Decimo quinto robo: Lo golpearon con un revolver para robarle

Redacción Regionalisimo
Sucesos 11/07/2024

Golpearon en el rostro al propietario de un local de quiniela en Morteros para robar dinero en efectivo. La víctima que sufrió junto a sus familiares quince robos convocó a ayudar a recuperar de la enfermedad que padecen las personas que cometen estos hechos.

La casta popular paga la fiesta

La casta popular paga la fiesta

Por Silvana Melo
Opiniones 12/07/2024

El hombre adolescente se organizó un acto vacío y totalitario para todos los que aceptaron marchar clavados a su anzuelo y, horas más tarde, el presidente y su vice se montaron en un tanque y jugaron a la guerra. A espaldas de la memoria y la verdadera libertad. Mientras tanto, la gente muere de frío en la calle. Y el déficit cero es la excusa para la insensibilidad extrema.

Suscríbete gratis al Boletín Informativo para recibir periódicamente las novedades